Contacto

Recent Posts

lunes, 19 de mayo de 2014

Vecinos

Sex


Luego de aceptar mi invitación forcé mi ventana e ingrese a mi cuarto pensando que ella me seguiría pero a penas ingrese ella me cerro la ventana tras de mi y apuntando con sus dedos a los ojos me apunto indicándome que me observaría junto con el gesto de que me hiciera una paja la mire extrañado pero entendí su parafilia la mataba observar, a regañadientes la mire pegada a mi ventana pero me sentí excitado a la vez, la miré y sin quitarle la vista de sus ojos apague la luz principal dejando solo la del velador, me senté sobre la cama y la mire pero la verdad no se que me paso, no es lo mismo que te espíen sin saberlo a que lo hagan sabiendo que tienes una chica con los ojos en ti.



Y como no pude mantener mi erección...me puse de pie y camine a la ventana, volví a abrir y la mire intentando explicar lo inexplicable, no te preocupes entiendo no es lo mismo cierto...por que no me espías tu?, me pareció mucha mejor idea así que volvimos sobre nuestros pasos y fue mi turno de jugar al espía mientras ella entro a su casa y luego de apagar las luces del resto de las habitaciones se quedo en su cuarto recostada con su pelo suelto sobre su rostro dejándome ver solo uno de sus ojos se veía realmente sensual, inmediatamente su mano entre sus piernas sobre sus ropas hicieron su trabajo no tardo nada en caer sobre su espalda sobre la cama y en un dos por tres sus piernas se cruzaban en el aire en una bella imagen, su pequeño short parecía aún más pequeño desde ese ángulo su rostro volví a ver cuando ella busco mi mirada hambrienta, se mordió los labios y sin darme cuenta cuando su short ya estaba a la altura de sus rodillas y basto un rápido movimiento para que volara por los aires, su pequeña tanga se notaba húmeda y sus dedos se perdían debajo de ella, finalmente abrió sus piernas metiendo sus dedos en su sexo moviéndolos frenéticamente por momentos acariciando su clítoris sus ojos cerrados y sus gestos demostraban un placer absoluto.


Pensé que nunca me invitaría a entrar esa fue su orden aguantarme hasta que ella me llamara...haciendo un sutil gesto con su mano me invito a pasar, entré por la ventana y me arrodille al lado de la cama para besar su boca...ella tomo mi mano y mis dedos quedaron completamente mojados con su sexo que ardía era todo tan suave y tibio un placer solo tocarla y sentir su respiración agitada al sentir mis dedos entrando o bien solo rozando su sexo...ella no tardo en hacer un pequeño movimiento con su cuerpo para dejar al alcance su mano de mi sexo el cual duro como una piedra fue dibujado sobre mi pantalón por su pequeña mano...dámelo murmuro entre mis labios y en dos tiempos estaban mis pantalones abajo y mi ropa interior con ellos, me acomodé entre sus piernas sin siquiera tocar su cuerpo y ella sin soltar mi sexo lo condujo directo a sus mojados labios los acaricio con el y lego de ubicarlo me susurro...suave... y uno como es obediente lentamente deje caer el peso de mi cuerpo sobre ella introduciéndome en ella tan lento como pude, su calor me envolvía...que sensación aquella, lentamente comencé a moverme su mano sobre mi cadera detenía cualquier impulso brusco que emanaba de mi haciéndome retomar ese ritmo cadente y candente, podía notar como apretaba su sexo o su estrechez ella me miraba y se mordía los labios nos besábamos y nos deteníamos para eso...muy profundo en ella, me hizo girar y sobre mi tomo todo control posible...


Me apoderé de sus pechos bajo su pequeña polerita, sus pechos no eran pequeños cosa que me encantaban, pellizcando sus pezones, fue cosa de un par de minutos donde note su orgasmo, me miraba como tratando de hacerme acabar ya! quieres acabar?...me pregunto...aún no...respondí...gimió largamente como disfrutando cada roce, cada entrada o salida de mi sexo...te cuidas pregunte...si...quiero sentirte acabar...dijo...la hice girar y la coloque en cuatro sobre la cama. me acomodé detrás de ella y su cola era un tesoro que cosita más hermosa, tome mi sexo y tomándola de las caderas volví a penetrarla profundo...me volvió a mirar y decirme suave...realmente ese ritmo me haría estar mucho tiempo dentro de ella sin acabar pero lentamente aumente el ritmo y hacía por el ángulo que mi sexo golpeara la pared posterior de su vagina, dándome un placer especial por el roce...ya en minutos pude acabar acaricie su espalda hasta tomar sus hombros y empujar para atrás algo más...nos separamos y ella quedo acostada casi desnuda solo su polerita la cubría al igual que a mi mi polera algo sudada me cubría...caí a su lado la bese y acaricie sus brazos...



Estábamos en lo mejor del regaloneo cuando sentimos abrir la puerta de su casa, inmediatamente como un felino salte fuera de su casa por la ventana hasta mi casa, recién allí me dí cuenta que salvo mi polera que aún vestía quedo en su cuarto...espero un rato asomado a mi ventana cuando vi a su hermano...fue cosa de un par de horas a que se fuera...

Continuará...


0 comentarios:

Publicar un comentario

Deja con cariño y ganas tu opinión