Contacto

Recent Posts

sábado, 26 de abril de 2014

Vecinos

Extrañando



Martina era de aquellas chicas que estudian y trabajan poco le quedaba para ser o recibirse de asistente social, mañana de estudios y por las tardes promotora de algunos laboratorios farmacéuticos, Pasaron varios días en que no supe nada, intente no pensar en ella, difícil pero el ajetreo diario y el paso de varios pacientes hicieron pasar rápido varios de estos, incluso el último me hizo llegar algo tarde.


Entré en mi casa y como si nada ya acostumbrado, dejé mis cosas y me fui a la ducha, los últimos días del verano aún eran gratos salí del baño solo con la toalla a la cintura, me la quité mientras buscaba una polera, díganme que no es grato sentirse desnudo por esos momentos, no pude evita acariciar mi sexo e inmediatamente me imagine a mil mujeres seleccionando en mi mente a la indicada para ese momento por supuesto Martina aparecía nuevamente como las primeras, me la imagine de rodillas delante mio dándome su boca, abierta buscando mi sexo, apoye mi mano libre en mi closet y me masturbe con la otra con furia por momentos, estaba en aquello cuando sonó mi celular, me distrajo  pero dejo de sonar...ni siquiera fui a ver quien era, siempre e pensado si alguien quiere comunicarse que vuelva a llamar...busque una polera no quería resfriarme no hay peor resfrío que aquellos de verano, pero mi deseo y erección continuaban...me acerque al espejo y vi mi miembro, danzar en el aire, latir, moverse solo al apretar los músculos de la entre pierna, volví a tomarlo y nuevamente Martina estaba allí contra el espejo mostrándome su culo y mi sexo buscando su mojado sexo para entrar profundo en ella, mis ojos cerrados se entreabrían solamente para admirar mi erección, por momentos solo lo apretaba con mi mano y mis caderas embestían haciéndolo mover entre mis dedos apretados, nuevamente sonó mi celular, en lo mejor las sensaciones eran máximas, me tiré a la cama a ver quién era...¡sorpresa! era Martina...


Volvió a colgar, me quedé mirando la pantalla mientras esta se apagaba, que hago...por un segundo tuve la sensación de ser observado...mis cortinas estaban abiertas solo el visillo me daba mínima privacidad, me levante y cerré las cortinas, y marqué su número...

- No cierres tus cortinas me dijo con una voz muy sensual y algo seductora...
- Estas...?---
- Si...vamos ábrelas...

Mire por la ventana y allí estaba semi desnuda, con su mano entre sus piernas y con la otra sujetando el celular en su oído.


- No digas nada solo ábrelas y continua...obedecí con el corazón a mil...solo escuchaba su respiración agitada...
- Apártate un poco no te veo bien...retrocedí hasta que me dijo allí...ella se subió a su cama y se apoyo a la pared...
.Vamos continua...estoy a punto...

Continué masturbándome con una sensación pocas veces repetida un morbo y excitación únicos, allí estaba ella con su pelo largo masturbandoce delante de mi a metros separados por un par de ventanas, su respiración se volvieron dulces gemidos en el auricular, mi sexo estaba a punto,

-Me encanta verte...dijo antes de estremecerse por completo que casi la hicieron caer sobre la cama, un largo gemido delataban su orgasmo...retiro su mano de su sexo y acaricio su vientre para apretar sus pechos...
- Que rico...vecino deberíamos hacer esto más seguido...
- Estas sola? pregunte....
-Si...


Dejé el teléfono...abrí mi ventana y semi desnudo salte la cerca, ella abrió su ventana adivinando mis intenciones, nos abrazamos la levante por los aires sus piernas me abrazaron. mi sexo acaricio sus piernas y su sexo...caímos a la cama...abrió sus piernas agarrando hábilmente mi sexo con una de sus manitas, haciendo pequeños círculos sobre su sexo para terminar colocándolo en su entrada completamente mojada, fue cosa de dar un leve empujoncito y todo mi sexo quedo dentro de ella, ajustado a su cuerpo, no quedaba espacio para nada, me apretó con sus piernas, y empuje hasta no poder mas, mis bolas pegados s su culo se sentían mojadas, nos besamos apasionadamene, embestí con todas mis fuerzas ella me animaba a seguir, "acaba, acaba" repetía...me dejé llevar sin ningún control, hasta que acabe en un tremendo orgasmo dentro de ella, parecía que mi semen rebalsaba su mojada vagina... que no me soltaba por nada...


Volví de mi baño con un pedazo de toalla de papel para limpiar mi espejo de mi semen, aún recuperando mi respiración de mi orgasmo dado por tan grata imagen de Martina, se imaginan si la imaginación tal cual se hiciera realidad, que vida tendríamos maravillosa...

Pasadas las horas recibí un mensaje de Martina..."voy viajando a casa, mañana por la noche llego espero que estés bien", "que bien se te extraña muchísimo estaré esperándola vecina"...

Continuará...


2 comentarios:

  1. Oh genial la continuación, el recurso del pensamiento ha sido buenísimo, por un momento creí que era real... Una historia muy interesante sin ninguna duda... que te deja con buen sabor de boca y ganas de más... así que no tarde eh! :p

    Muchos besinos!!

    ResponderEliminar
  2. Hola, Fénix. Hace días que no venía por aquí y sigo llevándome gratas sorpresas. Hoy llego hasta aquí y otro día continuaré.
    Sabes que he disfrutado con tus textos.
    Besos de Pecado.

    ResponderEliminar

Deja con cariño y ganas tu opinión