Contacto

Recent Posts

lunes, 8 de septiembre de 2014

La Gran Chica

Ducha


¿Nervioso?...noo nada....la verdad el trago me había relajado algo pero aun así por dentro estaba tan nervioso como en una primera cita, cruzó las piernas con los pies bajo los muslos y apoyo una de sus manos en mi hombro, ¿seguro? volvió a preguntar...trague saliva, algo...algo? por qué?...puede llegar alguien y sorprendernos aquí...pero si no estamos haciendo nada malo, ¿o si?, mientras me peinaba con la otra mano...en eso tiene razón pero usted sabe siempre puede pasar algo que no este contemplado en los planes...¿y cuales son sus planes?...a pesar de la diferencia de edad ella se estaba manejando como una verdadera experta...¿mis planes?...por ahora...besarla...sonrió sin quitarme la vista de los ojos se acerco tanto como pudo y me beso en los labios...se acomodo liberando una de sus piernas, para acercarse más a mi...nos besamos con mucha pasión en aquel sofá mientras la TV nos iluminaba con su luz irregular, nos besamos y besamos, nuestras lenguas se frotaban, su saliva era dulce, no sé cuanto tiempo estuvimos allí solo besándonos, casi sin contacto físico, besos eternos, suaves por momentos y otros parecían querer quitarme el alma, por momentos gemía dulcemente como una gatita,  mi cuerpo estaba relajado, mi erección controlada lista para estar al máximo.


Una de sus manos corrió por mi muslo desde mi rodilla hasta lo más arriba posible sin tocar nada que no fuera mi muslo...hice lo mismo con su pierna más cercana bajaba hasta su rodilla para subir a su entrepierna...yo fui más allá y roce en varias oportunidades su sexo sobre sus pantalones dejando escapar ella un gemido algo nervioso entrecortado...recién cuando me dio un segundo de respiro pregunte ¿y cuales son sus planes?...su mano dio un salto a mi pecho y subió a mi cuello...me miro mordiendoce el labio inferior...vamos allá arriba!...arriba el segundo piso de la casa, allí estaba el cuarto matrimonial de la hija de la señora de la casa, yo primera vez que pisaba esos terrenos, apagamos la Tv y subimos yo detrás de ella, el cuarto algo desordenado, con una gran cama, cerca de la ventana, se detuvo en la puerta para volver a besarme...¡póngase cómodo!...ordeno...voy por algo a mi cuarto y regreso dije...claro fui por mis condones, seré caliente pero no weón, cómo quiera...fui de una carrera, al regresar estaba sentada a los pies de la cama sin sus zapatos, me ordeno sentarme a su lado...¿se daría una ducha conmigo? pregunto...cómo me voy a negar a eso dije...y nos besamos...sobre la cama...sacándonos la ropa casi al borde de la desesperación, el agua ya corría en la ducha, la verdad  en mi caso lo necesitaba y ¿díganme que no es rico pegarse un polvo recién duchado?.

Me tomo la mano y entramos al baño en suite, la ducha ya llenaba de vapor el cuarto, ella probo el agua y entro a la bañera yo la seguí y el agua caía por su cuerpo mojando toda su piel, sus curvas eran muy sensuales, como les conté ella no era una modelo ni mucho menos, sus kilos de más bien puestos hacían de ella toda una Diosa, sus pequeños senos eran contrarrestados por sus caderas abultadas y su gran trasero que por suerte lucían una piel muy suave y tersa, nada de celulitis ni nada, afortunada entre pocas, me acerque a ella le ayude con el jabón por la espalda acaricie sus hombros costados cintura y caderas...me acerque aún más para hacerle notar mi erección que jugueteaba entre sus nalgas, me miro para atrás por sobre su hombro y alcance sus labios para besarlos, pase mis manos por delante acariciando sus pechos mientras mi sexo se acomodaba entre sus nalgas apuntando hacia arriba, no quería nada de penetraciones accidentales, ella se dio vuelta y con su pelo mojado tomo un aire aún más de salvaje, sus manos recorrían mi cuerpo para terminar acariciando mi sexo que a esas alturas ya quería acción, sin pensarlo dos veces se arrodillo delante de mi y comenzó a besar a chupar mi sexo, mientras el chorro de agua caía sobre su espalda, tengo que reconocer que pocas veces me han dado sexo oral en la ducha no hay nada mejor que esa mezcla de vapor, humedad y caricias, me regalaba miradas y suaves gemidos a la vez...mis manos acariciaban su cabeza y parte de la espalda, por momentos se quedaba quieta con su boca entregada a mi dejándome moverme como si fuera su sexo, hubiese continuado hasta acabar pero de las conversaciones previas sabía que no era su preferencia, la levante  y la coloqué contra la pared de la ducha ahora era yo el que la besaba que buscaba sus pezones pequeños y continuaba bajando, ella levanto una de sus piernas para apoyarla en uno de los bordes y algo incómodo reconozco pude saborear su sexo, mi lengua, pudo distinguir la humedad de su sexo mezclada con el agua que ahora caía en mi costado salpicando mi rostro, la pude ver por unos segundos mirarme aferrarse a mi pelo y sostener mi cabeza como conduciéndome al punto aquel en que la hacía explotar, primera vez que me dejaba hacerle algo fuera de los besos, y su sexo era...hermoso.


Su cara por momentos se transformaba abriendo su boca, sus ojos blancos, su cabeza para atrás uff un placer solo verla excitada, no sé si logró o no el orgasmo allí pero estuve o me mantuvo allí por largo rato, mis rodillas y mi posición me estaba acalambrando las piernas y mi cuello...me levante y quede frente a ella empujándola contra la pared con mi cuerpo y mi sexo  ella separo sus piernas levemente y mi sexo se deslizo casi, casi dentro de ella..vamos a la cama mejor...propuse.

Continuará...





2 comentarios:

  1. Una delicia volver a leerte... y esas fotos!!!!!!

    ^Por cierto, la foto de portada, con esa pareja bajo el agua, es alucinante

    Salu2 amigo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias amigo por tus palabras, lamentablemente el trabajo me tiene algo ocupado...saludos

      Eliminar

Deja con cariño y ganas tu opinión