Contacto

Recent Posts

lunes, 10 de septiembre de 2012

Mentiras Verdaderas



 Martina era bella, por lo menos para mi, promotora de un laboratorio homeopáticos, en aquel lugar donde años atrás trabaje como vendedor, compartimos el mesón muy cerca el uno del otro, era una mujer muy sensual con bellos ojos y unas cejas muy finas, siempre me e sentido atraído por aquellas mujeres que tienen sus cejas bien delineadas y finas, unos labios carnosos, siempre olia muy bien lo que instaba a acercarse aún más a ella, con el tiempo y el día a día nos hicimos amigos, vivíamos para el mismo sector por lo que viajábamos muy amenudo juntos al salir, en el trabajo teníamos que mantener la compostura pero no perdía el tiempo cada vez que podía de hablar pequeñas cosas y más aún de dedicarle algún piropo y acariciar sus manos, siempre me e ganado la confianza de muchas mujeres por lo respetuoso que soy con ellas, y trato de ser atento y muy caballero cosa que me a dado buenos resultado al querer entablar alguna relación, pero ojo nunca con mala intención.

Pronto ella comenzo a visitarme en mi casa incluso usaba mi pc para imprimir alguna cosas y se gano la confianza de mi familia, de pronto me sorprendía al pasar a mi casa muy tarde y me invitaba a caminar a una plaza muy cercana, a sentarnos y furmar, por lo menos ella algún cigarro, (nunca se me pego ese vicio), incluso fuimos a ver una película...horrible en todo caso se acuerdan de la película de guerra "La delgada linea roja"...malisima casi me quedo dormido no sé como no salimos corriendo de allí, por que  igual la note muy aburrida...distinto fue cuando vimos "loco por mary" en el ya extinto cine romano, no paramos de reír, y como era temprano le invite un helado en la plaza...mis colegas que paseaban y venían saliendo del trabajo nos saludaban desde lejos, imaginandome que el lunes sería tema de copucha en el trabajo..y en sierto grado me gustaba que lo hicieran más aún estando al lado de una mujer tan linda. Allí comiendo el helado note el coqueteo intenso con el cual me quizo atacar yo le conteste y terminamos abrazados y dándonos unos besitos bien tiernuchos..ella era muy de piel siempre me abrazaba, desde un inicio de conocernos, y claro todos creían ya que eramos pololos o novios, pero era solo eso jugábamos incluso a cruzar miradas y tirarnos besos de distancia...pero que paso...me empezó a gustar más de lo normal, ya no la veía como amiga si no con el sucio deseo que nacía en mi por ella, si tenia buen cuero, y esa ropita que usaba ten ajustada...claro no faltaron las celosas que no me daban boleta hasta ese minuto y me empezaron a hacer preguntas...a todas les dije que si que eramos algo más, todo para echar a correr el rumor, obvio que le conté y se reía...si en los camarines le preguntaban hasta por mi...y me encantaba por que cuando pasaba detrás mio en el trabajo detrás del mesón me abrazaba o me tiraba agarrones, eso a todos les daba por echo todo...


Un día como pocos coincidió que salimos a la misma hora una tarde cerca de las 20 hrs, nos juntamos en los camerinos donde estaban los casilleros, y allí delante de muchas, se acerco a mi entre todas y se me colgó a los hombros y me beso, sacamos aplausos y bromas de las que nos veían, salimos juntos y nos sentamos en unos bancos en la plaza de los tribunales de justicia, si alguien es de Concepción sabrá del lugar, allí la mire y entre risas le pregunte hasta donde llegaríamos con esto...?...me miro y me dijo hasta donde tu quieras que llegue...y volvía a reír y me confundía..si por mi toda esa farsa la haría realidad sin pensarlo, y si dejamos de jugar y hacemos que esto sea real?...allí dejo de reír, me miro en silencio un instante...¿porqué me lo dices? por que me gustas,  eres hermosa, me caes bien, me haces reír, me gustaría conocerte aún más y esos besos de fantasía claro que me gustaría dártelos de verdad, dije...como que se puso colorada...hay me dijo las cosas que dices si es solo un juego... lo siento pero es que me gustas demasiado y estoy comenzando a sufrir con este juego, bueno si no te gusta no lo sigas jugando...me quede callado por largo tiempo allí sentado...bueno me tengo que ir game over, le dije, y cruce la plaza para tomar la locomoción a mi casa.

Al otro día llego como siempre muy coqueta y juguetona (mientras no estuviera el jefe era así), la recibí fríamente no lo pude evitar, obvio se enojó y en todo el día apenas cruzamos miradas y menos palabras, obvio que se noto que todos y todas me andaban preguntando que pasaba entre nosotros, como ya no estaba jugando les dije que no pasaba nada, ella tenía pocos amigos allí como no era de planta, uno o dos más compartían con ella, en la tarde la note aburrida, yo en lo mio haciendo mi pega, en una oportunidad que nos cruzamos me pregunto si de verdad me había enojado, la mire a sus bellos ojos y le dije que si, me ilusione torpemente. Ahora cualquier cosa que hiciera o intentara ella no sabría si era verdad o mentira, o juego como decía ella, paso el tiempo y volvimos a hablar pero ya nada era como antes, se formo una barrera entre los dos, quizá siempre debió ser así, pero curiosamente esta relación ficticia hizo que otra niña del lugar que me gustaba mucho se me acercara a mi, como a defender lo que era de ella ante una exrtaña, peroesa es otra historia mucho mejor que esta. Obvio con sexo.

0 comentarios:

Publicar un comentario

Deja con cariño y ganas tu opinión